¿Músico o atleta de carreras de obstáculos?

Muchas veces he escuchado decir que la boquilla es importante pero que lo realmente importante es estudiar más, y estudiar con inteligencia.


Quizás tengan razón. Para llegar a ser un buen músico, sin duda, tendrás que estudiar, y mucho. Pero, si no tienes la boquilla adecuada estarás luchando contra unos elementos que no podrás resolver solo con el estudio, ya que son elementos externos al estudio, elementos físicos que podrás disimular e intentar domar, pero que siempre estarán ahí y cada día te recordarán que están.

Al final, te convertirás en un atleta de carreras con obstáculos, que cada día «entrenará» (o en este caso «estudiará») solo para superar unos obstáculos. Creo que lo más fácil es resolver el problema (o los obstáculos) que puedas tener con la boquilla y dedicar tu tiempo a hacer música, de forma más divertida y menos estresante 🎶 😉 ¿Qué te parece?

Deja un comentario